12 de junio, Día Mundial contra el Trabajo Infantil

Los niños y las niñas son los protagonistas de la sociedad presente y futura, su desarrollo personal depende del amor, comprensión, cuidado y oportunidades que se les brinde. El trabajo infantil es una violación a los derechos del niño y la niña, que lejos de ayudarlos a ser felices, entorpece su crecimiento físico, psicológico y humano.

El trabajo infantil expone a los niños y niñas a situaciones de vulnerabilidad de las que no están en condiciones para autoprotegerse y desarrollarse de manera integral. Por ello, requieren la atención especial de los adultos y de la protección que como seres humanos les asiste.

¡Apostemos a formar el ser humano que la sociedad necesita, digamos No al trabajo infantil!!